fe y superstición #postalesdeperú

La religiosidad y la superstición caminan de la mano en el altiplano peruano. Como ejemplo, la participación en la eucaristía es notable, pero vacía de sentido. Este hecho obliga constantemente a los sacerdotes a recordar los requisitos para recibir la comunión: confesión, ayuno eucarístico y conciencia del acto. Décadas atrás, el mismo clero llegó a vender formas consagradas y óleos por el poder mágico que los ciudadanos les suponían.

Fieles venerando las reliquias del santo peruano San Martín de Porres en la catedral de Juli.

La catedral de Juli, en el recibimiento a las reliquias de San Martín de Porres.

Feligreses orando en la iglesia de Santiago Apóstol, de Pomata.

 

 

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s